img

Wendy Guevara y la imagen VIEJAAA de las mujeres trans

Muchas personas no están soportando la irrupción, la fama y el carisma innato de Wendy Guevara, una mujer trans, en la televisión mexicana.

Hace muchos años, cuando era pequeña, se acostumbraba en mi casa ver la televisión todo el día, nuestra principal educadora en los años noventa. Recuerdo muchos programas de comedia en los que la mofa hacia los hombres gay era un chiste recurrente. Se nos mostraba una imagen burda, de burla, mal vista desde la homofobia y el estereotipo. Quién no recuerda a Carmelo y Paul en La hora pico; Julio Esteban, personaje de Eugenio Derbez “inspirado” en Walter Mercado; Agapito de Cero en conducta o más reciente, Luigi Lombardi, personaje interpretado por Sergio Mayer en la versión mexicana inspirada por el éxito colombiano Betty la fea; entre muchos otros más.

Estos personajes estereotipados de hombres muy afeminados, vistiendo prendas que se vinculan a lo femenino, incluso haciendo ademanes y cumpliendo roles que se imponen a las mujeres, fueron los principales referentes de lo que significaba ser un hombre gay. En 2001, la televisión mexicana nos mostró por primera vez una mujer trans, Libertad Palomo, una actriz consolidada antes de su transición y que, no importando la percepción de la época, decidió no ocultar quien es y buscar espacios dentro de programas televisivos transmitidos a nivel nacional.

Sin embargo, los avances para lograr la visibilidad de las diversidades ha sido un camino largo, ya que aún existe una mirada monolítica y la normalización de la burla, la exclusión y las fobias de lo que se considera que no es “normal”. El reconocimiento de las diversidades nos lleva a formular nuevos conceptos. Aquí debemos mencionar la enorme contribución de los estudios feministas y de género, que buscan romper con la visión cerrada de no reconocimiento para pasar a un estadio de respeto, garantía y ejercicio de los derechos y libertades de todas las personas y en todos los lugares. Pienso que es de suma importancia darle reconocimiento y voz a lo que históricamente ha sido oprimido por un sistema que busca imponer su pensamiento de exclusión y discriminación y es aquí donde entra el fenómeno Wendy Guevara.

Wendy Guevara es una mujer trans que nos ha cautivado con su carisma y personalidad única. En palabras de ella, no es un referente ni un modelo de las mujeres trans, por lo que sería injusto imponerle tal responsabilidad, sin embargo, su paso por el famoso reality de la televisión mexicana, transmitido y visto por millones de personas, significó, en percepción de la que escribe, romper un paradigma de lo que las televisoras nos venían presentando como modelo de la diversidad.

Si bien, sigue siendo un show televisivo que busca generar ganancias y audiencia, nos mostró a una mujer autentica que atravesó un camino muy duro de burlas, discriminación, exclusión y desprecio, como muchas otras mujeres trans, pero que ha logrado ganarse el apoyo y el amor de más de dieciocho millones de personas que votaron por ella en este México machista y transfóbico. 

Es importante señalar que la identidad de género es la vivencia interna e individual del género tal y como cada persona la experimenta, la cual puede o no corresponder con el sexo asignado biológicamente. Esto incluye también la vivencia personal del cuerpo, la apariencia o la función corporal a través de técnicas médicas o de otra índole, incluyendo la vestimenta, modales, gestualidad, modo de hablar y expresarse.1

Wendy Guevara abre el paso para que la diversidad en los medios masivos de televisión deje de ser vista como algo extraordinario, por lo que considero que el Estado debe responder de la misma forma al reconocer plenamente la identidad de las personas, el Estado la niega al no permitir que cualquier persona a través de un trámite administrativo realice el cambio en su acta de nacimiento. Por el contrario, en algunas entidades federativas se debe realizar a través de procedimientos de carácter judicial, por lo que el derecho a la identidad es un privilegio, tiene precio y no es universal.

Ante la falta de reconocimiento a la identidad de género, el Estado incumple con sus obligaciones derivadas del artículo 1o de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, por lo que puedo afirmar que el Estado genera la discriminación y estigmatización ante esta población en situación de vulnerabilidad.

Espero que los mensajes en las redes sociodigitales difundidos por diversos actores que tienen aspiraciones presidenciales, en los que expresaron su apoyo por el reality y por Wendy Guevara, no sea sólo una estrategia para ganarse el apoyo de esas dieciocho millones de personas y que, en caso de tener alguna responsabilidad en el Estado, ya sea en el Ejecutivo o en el Legislativo, realmente se tomen en serio las obligaciones constitucionales y convencionales en materia de reconocimiento a las identidades y por fin se homologuen las legislaciones locales dejando de lado la exclusión.

Como lo dice Butler, debemos cambiar de manera radical la regulación del género a fin de que sea posible nuestra autonomía, podremos así hacernos a nosotras mismas sin la heteronormatividad y el binarismo de género impuesto por la sociedad y validado por el Estado en los documentos de identidad.2

Viva Wendy Guevara, la santa patrona, y que pronto llegue el día en que ver a una mujer trans en la televisión o en cualquier espacio público no cause sorpresa ni escozor.

1 González Barreda, María del Pilar y Raphael de la Madrid, Lucía. 2019. Diversidades. Enseñanza Transversal en Bioética y Bioderecho: Cuadernillos Digitales de Casos. México: UNAM, Instituto de Investigaciones Jurídicas. Página 23. Disponible en: https://archivos.juridicas.unam.mx/www/bjv/libros/13/6012/7.pdf.

2 Butler, Judith, 2006. Deshacer el género. España: Traducción de Patricia Soley-Beltrán, Paidós Espasa Libros, S. L. U. Página 148.

img

Marisol Jiménez Martínez

Licenciada en Derecho por la UNAM, maestrante en Derechos Humanos por la IBERO, colaboradora de la Escuela Judicial Electoral del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación.

Articulos relacionados

img
img

Justici@ elector@l

En este artículo me propongo hacer énfasis en la relevancia contemporánea de la aplicación de las tecnologías digitales a la función de impartición de la justicia electoral, lo que denominamos justici...

img

Juventudes y democracia: Rumbo al proceso-electoral 2024

¿Para qué votar? La ciudadanía mexicana estamos convocada a las urnas el próximo domingo 2 de junio. Aunque el cargo presidencial suele llevarse casi toda la atención de los reflectores, con nuestro v...

brand

Voz y Voto es una publicación mensual especializada en política y elecciones, desde su primer número en 1993 es una revista única en su género, en México y América Latina.

Suscríbete

Contacto

Providencia 314-A, Col. Del Valle Norte, Alcaldía Benito Juárez, CP 03103, CDMX.
contacto@vozyvoto.com.mx
suscripcionesvyv@vozyvoto.com.mx
(+55) 5524-5588